Amnesia: The Dark Descent

Amnesia: The Dark Descent

Amnesia: The Dark Descent es un terrorífico juego para PC, en el que en todo momento el personaje estará rodeado de extraños sucesos y completa oscuridad. Los desarrolladores recomiendan que para una mejor experiencia hay que apagar la luz para jugarlo y dan consejos sobre como jugar el juego.

El jugador comienza encarnando a Daniel, un hombre que se despierta en un oscuro castillo sin saber lo que sucede, ni recordar nada de su pasado. Se encuentra terriblemente atormentado porque no sabe que hace allí, donde es que se encuentra y quien es el (lo único que sabe es su nombre). El problema esta en que lo único que recuerda es que hay algo persiguiéndole, una extraña sombra que va por el en cada esquina. El juego se ira desarrollando a través de flashbacks para ir descubriendo que fue lo que ocurrió, así como con notas y diarios que deberemos recoger. El castillo, parece sacado del siglo XIX y cuenta con ausencia total de personajes secundarios así como la constante presencia de la oscuridad, la cual es la principal protagonista del juego.

Amnesia The Dark Descent

El problema se presenta con la oscuridad y la inmensidad del castillo: podremos pasar horas intentando buscar un camino hacia el cual dirigirnos. Es que el principal objetivo del juego es explorarlo todo, desde la sala mas grande, hasta el recoveco mas pequeño y alejado. Sin embargo existen zonas del castillo que están derruidas, con pasadizos realmente laberinticos, etc.
A medida que avancemos nos toparemos con nuevos puzles a resolver, mediante la combinación y utilización de objetos que por cierto, no estarán cercanos al puzle a resolver, sino que a lo mejor encontramos una palanca que nos sirve para accionar algo en otra punta del castillo.

Lo ideal para enfrentar a los enemigos, es esconderse y huir por el castillo, puesto que no se cuenta con armas ni defensas de ningún tipo. De todas maneras casi nunca nos encontraremos con enemigos, y esto es parte de la sensación de no saber que hay a la vuelta de la esquina.

Sin Comentarios

Deja tu comentario